domingo, 4 de noviembre de 2007

Coyote




















Esta tierra amada no me corresponde
Ya no me da abrigo, ya no me da pan.
Mis hermanos se odian
roban, hieren, matan.
Nada los conforma.
Tendré que marchar.

Llegan los rumores que una tierra extraña
ofrece al andante quehaceres y hogar.

Tierra mía,
te amo,
pero a mi familia debo alimentar.

Vendí mis jergones, mi agua y mi pan
para que un transporte me vaya a dejar.


Para tantos sueños,
el transporte es poco,
el viaje es a oscuras, el aire, caliente.
No voy a quejarme
porque es peligroso
y ya sé que pronto vamos a llegar.


Mas, el tiempo pasa siempre en el presente,
mi boca está seca,
el aire está denso,
después de la náusea mi cuerpo se duerme.

Y ahora despierto en un vergel celeste.
Cantos gregorianos celebran mi arribo.
Aquí no siento hambre, ni calor ni frío
y aunque es tierra extraña no soy extranjero.
Los hermanos me aman,
yo también a ellos.

Y a ti,
mi Señor,
te siento tan cerca
que quiero quedarme...

Tenían razón, la noticia es cierta:
hay un paraíso para el emigrante...


y tal vez, castigo para el traficante.


Tema musical: Gangsta's Paradise, Coolio

Gentileza de Midi World





No hay comentarios: